10.2 C
Santiago
martes, mayo 21, 2024

ISSN 2810-6741

spot_img

Puertos estadounidenses se preparan para posible cierre del gobierno

Los intereses portuarios en Estados Unidos monitorean el potencial de un cierre parcial o total del gobierno mientras los republicanos de la Cámara de Representantes no logran aún llegar a un acuerdo sobre un plan de gasto.

Según la Asociación Estadounidense de Autoridades Portuarias (AAPA), un cierre del gobierno tendrá efectos potenciales en las operaciones portuarias si el Congreso no puede llegar a un acuerdo. Por su parte, según informó ayer el tradicional diario chileno La Tercera, la agencia de calificación Moody’s habría señalado ayer que un cierre del gobierno sería negativo para su perfil de crédito, ya que sugeriría una debilidad institucional y de gobernanza en comparación con otros países, aunque el impacto económico probablemente será de corta duración. Actualmente, el país norteamericano tiene una calificación A+.

El Congreso tiene hasta la medianoche del sábado 30 de septiembre para aprobar todos los proyectos de ley de asignaciones o una resolución continua que financie al gobierno temporalmente mientras continúan las negociaciones.

Si bien es difícil predecir la probabilidad de un cierre, la AAPA indica que es importante que los puertos y sus socios estén preparados para estos impactos potenciales y sigan de cerca la situación.

En caso de cierre del gobierno, gran parte de sus servicios se verían interrumpidos y cientos de miles de trabajadores federales serían suspendidos sin pago si el Congreso no proporciona fondos para el año fiscal que comienza el 1 de octubre. Y como esto ocurriría durante el fin de semana, los efectos totales del cierre no se verían sino hasta el comienzo de la semana laboral. Sin embargo, la Guardia Costera y la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos seguirán desempeñando sus misiones sin remuneración.

Es probable que, en caso de producirse desastres, la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias continúe operando, ya que se financian por separado de las asignaciones regulares. El Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos no podrá ejecutar nuevos contratos, aunque los contratistas que realicen trabajos financiados antes del 30 de septiembre seguirán trabajando.

El plan de contingencia para el cierre del Departamento de Transporte de Estados Unidos  establece que el personal que supervisa el Programa de Desarrollo de Infraestructura Portuaria y el Programa de Carreteras Marinas de Estados Unidos continuará trabajando durante un cierre utilizando fondos de la Ley de Empleo e Inversión en Infraestructura (IIJA) y otras fuentes. De manera similar, los programas de Reconstrucción de Infraestructura Estadounidense con Sostenibilidad y Equidad (RAISE) y Proyectos de Carreteras y Transporte Multimodal de Importancia Nacional (INFRA) seguirán dotados de personal gracias a los fondos del IIJA.

La Comisión Federal Marítima (FMC) funcionará con personal mínimo, pero los comisionados de la FMC están exentos de licencia. Las oficinas del Congreso también operarán con equipos reducidos, lo que limitará gravemente su capacidad para responder a las solicitudes.

Con información de GCaptain y La Tercera

Relacionados

- PUBLICIDAD -spot_img

Más recientes